6 cosas que pueden mejorar tu estado de ánimo

abrazo

En una estimación conservadora, una de cada diez personas (adultos y niños) tendrá algún problema mental a lo largo de su vida.

Los problemas mentales nos pueden afectar a todos y hoy día se les tiende a dar la importancia que tienen, superados los tiempos –afortunadamente- es que consideraba que todo era cuestión de apretar los dientes y seguir para adelante. Si el problema es serio, lo aconsejable es pedir ayuda. Un primer paso es acudir a tu médico de familia, que sabrá orientarte y dirigirte hacia una solución. Pero, mientras tanto, aquí te proponemos 6 cosas que pueden ayudarte a mejorar tu estado de ánimo.

Un abrazo

Es consustancial al ser humano la bondad de sentirse querido. Pero no es tan conocido el hecho de que el contacto físico es tan importante en la vida como comer, o dormir bien. Un estudio de la Universidad de Miami mostró que el contacto regular fomenta el bienestar, a cualquier edad, de bebés a ancianos. Otra investigación, publicada en la revista Psychological Science, demostró que un abrazo reduce la secreción de cortisol, la hormona del estrés.

El hombre es un ser social y hay muchas explicaciones para que busquemos como norma el contacto con los demás. No se trata de echarse a la calle a repartir abrazos, como una reciente serie de vídeos virales mostraba, pero sí de que un abrazo, un achuchón, con un familiar o un amigo o… te va a sentar al pelo. Seguro que tienes cerca a alguien a quien puedas decir “abrázame”.

Come bien

Como primera medida, comer bien va a redundar, a medio plazo en que tu imagen corporal mejore, y eso es bueno, pues a todos nos es grato comprobar que nos gusta nuestra propia imagen en el espejo. Pero no se trata sólo de eso. Una dieta sana tiene influencia sobre el estado de ánimo, y tiene su papel en el desencadenamiento, intensidad y duración de una depresión.

Las personas que pasan por estados depresivos tienden a dejar eventualmente de comer, o de cenar, saltándose comidas; o, peor aún, a comer mal, con abundancia de “chuches” y de cosas muy azucaradas que en un primer momento proporcionan una sensación placentera, incluso de euforia, pero que inmediatamente después producen un bajón del estado de ánimo.

Un estudio que se publicó en el Indian Jornal of Psychiatry mostró que una dieta equilibrada, con hidratos de carbono de absorción lenta, grasas esenciales, proteínas, vitaminas y minerales, unida a una buena hidratación, contribuye en gran medida a elevar el estado de ánimo.

Charla

No te aísles en tu propio mundo, que es una tendencia natural de estar deprimido: quedarnos en casa rumiando nuestros problemas, retrayéndonos y aislándonos. Hay que hacer lo contrario, o sea, ver a los amigos e incluso pedirles ayuda. Hablar con ellos te permitirá compartir tus problemas, emociones y experiencias y resultará enriquecedor para ambos. Además te creará la sensación reconfortante de pertenecer a una comunidad. La soledad, en el lado contrario, puede contribuir a causar serios problemas.

Un estudio publicado en el Journal of Affective Dirsorders dio como resultado que socializar modifica la actividad cerebral, disminuyendo en estrés, la ansiedad y los síntomas depresivos.

Duerme bien

Siquiera intuitivamente, todos somos más o menos conscientes de que debemos dormir bien. Pero no tanto de lo nefasto que resulta el insomnio para la salud mental. Una investigación publicada en The Lancet Psychiatry mostraba que el insomnio podría no ser consecuencia de una depresión, sino al contrario: el insomnio podría ser la causa de que pases por un estado depresivo. Y no solo eso sino que genera bajos niveles de energía, mala concentración mental, ansiedad, depresión y otros trastornos.

abrazo

Un porcentaje relativamente alto de la población reporta no dormir bien. Y, de nuevo, debe buscarse ayuda: si es tu caso, acude a tu médico de familia para que te recomiende lo más adecuado en tu caso.

No te quedes sentado: muévete

¿Habrá que repetir lo bueno que es el ejercicio? ¡No a los lectores de esta página! Las bondades para el cuerpo son innumerables y no vamos a repetirlas aquí. Pero si te encuentras bajo de ánimo, prueba a darte un paseo a buen paso, como de media hora y verás qué cambio –a mejor- en tu ánimo.

Tampoco es nuevo para nuestros lectores el viejo aforismo: “mens sana in corpore sano”, lo que viene a decir que un cuerpo sano va parejo de una mente sana. El ejercicio libera endorfinas, creando una sensación placentera, y si se practica de forma regular, puede ser de enorme ayuda para el estado de ánimo y el bienestar global.

Sal de casa

De nuevo es la ciencia quien avala las bondades de un buen paseo por el campo cara a la salud mental. Un estudio publicado en el International Journal of Environmental Health mostró que pasear por el campo, preferiblemente entre árboles, contribuye en gran medida a portar paz, disminuyendo los niveles de ansiedad e incluso de depresión seria.

Cada vez está más aceptado que esa sensación de paz y tranquilidad que los espacios verdes producen (en contraposición con los entornos más urbanos) es la causa de mejoras en los estados depresivos. Hay otros estudios que aseguran que también disminuye el nivel de cortisol y mejoran los ritmos cardíacos.

Y no lo dudes: si no mejoras, busca ayuda

Volvemos al principio del artículo: si nada de lo anterior soluciona el problema, acude a tu médico, que te sabrá orientar, derivándote, si lo creyera necesario, haci quien pueda ayudarte psicológicamente.