¿Cuándo debo tomar suplementos nutricionales?

Los suplementos nutricionales utilizan para completar y equilibrar la alimentación. La Dra. Núria Paredes, especialista en medicina general del Centro Médico Mútua General de Catalunya, nos habla sobre cuándo y cómo debemos tomarlos.

¿Qué son los suplementos nutricionales? Los suplementos nutricionales son unas sustancias que, como ya dice la misma palabra, complementan la alimentación y la equilibran. Su objetivo es añadir mayor valor nutricional a la dieta en momentos puntuales o cuando, por condiciones específicas, estos nutrientes no se están consumiendo. Es importante tener claro que los suplementos nutricionales nunca deben actuar como sustitutivos de la alimentación.

Pueden presentarse en varios formatos: píldoras, comprimidos, granulados, perlas, zumos… y nunca debemos tomarlos sin consultar con un especialista de la salud.

¿Qué tipos de suplementos nutricionales existen y qué beneficios tienen en la medicina actual? Existen varios tipos: vitaminas, minerales, ácidos grasos, proteínas, plantas (lo que llamamos fitonutrientes), enzimas, extractos glandulares…

Los beneficios de los suplementos nutricionales en la medicina actual son múltiples y muy variados, desde conseguir una alimentación más equilibrada y saludable hasta ayudar a prevenir enfermedades. Cada paciente, dependiendo de su edad, de su estilo de vida, del lugar donde vive o de sus necesidades vitales, puede necesitar una suplementación diferente.  Por eso es muy importante practicar una medicina integrada y consultarlo con el médico o con el nutricionista.

¿Cuándo sería necesario recurrir a este tipo de suplementos? Hay diversos casos muy claros, como por ejemplo el de las mujeres embarazadas, que precisan de ácido fólico antes y después de la concepción para evitar la frecuencia de la incidencia de defectos del tubo neural en el bebé. También se ha demostrado que las vitaminas y el zinc retrasan la progresión de una enfermedad que se llama degeneración macular asociada a la edad, una patología de la retina. Aunque estas serían las indicaciones científicamente más comprobadas, también hay otras muy importantes.

Otra aplicación muy clara es la suplementación con ácidos grasos omega 3 DHA que, también en las embarazadas, mejora el desarrollo cerebral del bebé y previene la depresión posparto. O en la menopausia, donde para la prevención de la osteoporosis hay que tomar vitamina D. Y un deportista necesita tomar antioxidantes porque el deporte es una actividad que oxida mucho.

¿Qué debemos tener en cuenta a la hora de tomar suplementos nutricionales? Es muy importante, antes de tomar los suplementos nutricionales, que consultemos con nuestro médico o con nuestro nutricionista para poder establecer un tratamiento integral y debemos tener claro que nunca debemos sustituir la medicación que tomamos habitualmente por suplementos. Otro aspecto a tener en cuenta es que, si estamos realizando un tratamiento de suplementación, en el caso de que debamos someternos a una intervención quirúrgica debemos comentarlo, ya que algunos suplementos pueden interferir con la anestesia o tienen más riesgo de hemorragia. También es importante no sobrepasar la dosis recomendada de suplemento ni el tiempo recomendado. Y en el caso de sufrir alguna enfermedad crónica o tomar algún fármaco, se debe comentar siempre con el médico.

Centre Mèdic Mútua General de Catalunya, un centre mèdic obert a a tothom